Episodio 5

Muertos vivientes, infectados, cadáveres andantes, devoradores de cerebros… Desde hace unos cuantos años, la literatura, el cine y los videojuegos han encontrado un filón en esta temática. La carne de zombi vale su peso en oro, pues no son pocas las propuestas que han acumulado varios éxitos y que han arrasado en medio mundo . 

Es más, el género zombi no solamente se ha convertido en mercancía de consumo masivo sino que, inesperadamente, también ha llegado a ser un producto sumamente respetado. Y aunque todavía no existe un consenso sobre cómo podemos definir a los zombis, existen dos líneas más definidas. Por un lado, tenemos los zombis “clásicos”, que son lentos, han revivido de la muerte, comen cerebros y tienen poca inteligencia. En cambio, los zombies “rápidos”, que se juntan en hordas, buscan comer carne humana y han infectado a todo el mundo.

El amanecer de los muertos 

Lo que está claro es que el fenómeno zombi no es algo de nicho, sino una plaga imparable de proporciones bíblicas. Por ende, no es de extrañar que “La casa de las ideas” haya creado a través de sus viñetas universos alternos en los que los héroes más poderosos de la Tierra terminan infectados debido a un terrible virus que los han llevado a saciar su hambre alimentándose de otros seres vivos. Así fue como nacieron los Marvel Zombies, unas versiones de los superhéroes de esta casa editorial, pero como… zombis.

What if

Y si algo forma parte del ADN de la serie ¿Qué pasaría…? de Marvel Studios es contemplar este tipo de posibilidades tan postapocalípticas. A este respecto, este episodio 5 de What if…?, nos ofrece un escenario devastado por los infectados en el que solo unos pocos supervivientes intentan buscar una solución revirtiendo la situación actual. En tales circunstancias, el episodio que nos ocupa ofrece un desarrollo rápido amparado en la producción de humor acuoso en cantidades adecuadas y la necesidad de recuperar la esperanza cuando todo parece perdido. Al fin y al cabo, es lo que hace que las partes protagónicas sean más fuertes. Es la razón por la que están luchando.

Si bien, hay un elemento que desentona en esta suerte de proceso de (des)composición zombificada: una narrativa que está en riesgo de ser marginada, desoída y precipitada. Aunque el episodio es interesante, al final suceden tantas cosas y son tantos los personajes que componen el desarrollo que no da tiempo a que este avance en condiciones, propiciando un desenlace que no está a la altura de lo que se espera del mismo.

Esta reseña ha sido realizada gracias a una suscripción de Disney+.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here